|Sábado, Noviembre 27, 2021
You are here: Home » Artículos Destacados » El silencio cómplice de la Ministra

El silencio cómplice de la Ministra 

Mónica-Zalaquett-Said-FEN-USS-002

El silencio de la Ministra Mónica Zalaquett frente al programa de gobierno de José Antonio Kast, la vuelve cómplice de la vulneración de derechos de niñas, mujeres y disidencias sexuales, y el retroceso social que ello significa. Nada más, pero nada menos que eso. Cómplice de la violencia de género que se acrecentará con la llegada de José Antonio Kast a la presidencia, si no se le pone freno.

En los años que lleva el gobierno de Sebastián Piñera, miles de mujeres a lo largo del país han levantado aún más sus banderas de lucha en contra de la violencia de género, en contra de la violencia machista, femicidios y en general la sociedad patriarcal que impera hoy en día, afectando severamente la vida de mujeres y disidencias sexuales a diario, a toda hora, en las cosas más cotidianas.

Han sido tres las ministras que han pasado por este gobierno, Isabel Plá, Macarena Santelices y la actual, Mónica Zalaquett, las tres militantes de la UDI, tres ministras, y ninguna ha dado el ancho en sus funciones. Ya hablamos largo y tendido de Isabel Plá, principalmente sobre su nula gestión en las agresiones y violaciones de DDHH que sufrieron mujeres durante el Estallido Social. De Macarena Santelices, mejor ni hablar, un mes en el cargo. Prefiero detenerme en Zalaquett.

Hoy, a dos días de conocer que es José Antonio Kast, el candidato de ultra derecha, quien pasará a segunda vuelta junto a Gabriel Boric, es que más relevancia cobra que leamos con detención el programa y propuestas que ofrece el candidato oficialista, quien tiene dos programas a su haber. Uno de más de 200 páginas, y otro de 57. Algunas de las propuestas encontradas en ambos documentos son:

  • Eliminar el Ministerio de la Mujer y Equidad de Género y crear un Ministerio de la Mujer y Familia (pág. 170 o pág. 12)
  • Derogar la Ley de Aborto en 3 Causales. (Punto 678)
  • Incentivar que la mujer se jubile más tardíamente (punto 308)
  • Aumentar la edad de jubilación de las mujeres (punto 309)
  • Apoyo económico a parejas casadas (salud reproductiva, ley de renta, herencia) (punto 682)
  • Cursos de preparación para el matrimonio (punto 683)
  • Eliminar leguaje de género (punto 771)
  • En contra del matrimonio igualitario, también adopción homoparental (punto 249)
  • Incluye orientación sexual y lucha de sexos dentro de lo que llama “Neomarxismo”. (pág. 3)
  • Fomento de método natural de anticoncepción, por sobre los preservativos y anticonceptivos. (pág. 19)
  • Eliminación del apoyo al aborto e ideología de género del currículo escolar (pág. 20).

 

Todo eso y otras “joyas modernas y democráticas” son las propuestas para las mujeres del candidato de extrema derecha, y es lo que ha puesto nuevamente alerta a las diferentes agrupaciones y organizaciones feministas y de disidencias sexuales en los últimos días, y cómo no, si es un atentado a todos sus derechos, y un retroceso de décadas en cuanto a equidad.

Esto no fue descubierto tras las elecciones del pasado domingo, esto es público, han aparecido los temas en debates, entrevistas y notas en prensa, y, además, es lo que se espera de un candidato que siempre ha seguido esa línea de creencias, pero pareciera ser que la Ministra Zalaquett no ha visto nada de eso. Cientos de miles de niñas y mujeres, disidencias sexuales y personas no binarias hoy tememos por nuestra integridad, seguridad y pérdida de derechos, y la ministra no ha dicho palabra alguna, cosa que sí hizo cuando se habló de la infancia de Sebastián Sichel. ¿No se ha enterado, o avala?

Hoy en la red social Twitter aparecieron videos y publicaciones de Johannes Kayser, Diputado electo por el Distrito 10, perteneciente al Partido Republicano, mismo partido desde el que Kast pretende dirigir el país), comentado otras joyas. Como cuestionar el derecho a voto de la mujer, complicidad de mujeres víctimas de violación en sus propias violaciones, premio (sí, premio) a los hombres que violen a mujeres feas, referirse de manera insultante al movimiento feminista, y, por si fuera poco, insinuar que Fabiola Campillai, también Diputada Electa, tiene “bien recibida”  la lacrimógena que la cegó y desfiguró a manos de Carabineros, pues nada le aseguraba que no fuera subversiva. Y la ministra recién habló, rechazando que se ponga en duda el derecho a voto de la mujer.

¿Y todo lo demás? Me pregunto consternada, decir consternada es poco, la verdad, porque hoy, no sólo siento rabia y pena, sino que también temor, y sé que no soy la única, sino cientos de miles.

Hoy es cuando más se necesita una Ministra fuerte, con la potencia suficiente para reaccionar a tiempo y poner los derechos de niñas, mujeres y disidencias por sobre sus creencias personales y sector político, y nuevamente no dan el ancho.

La Ministra tiene la oportunidad de desmarcarse de la brutalidad que se está proponiendo para el futuro de miles de personas en nuestro país. Tiene la oportunidad de hacer algo bien sencillo: Hacer su trabajo. No le voy a pedir que promueva el aborto libre, pero sí le pido decencia, empatía y protección en el momento en que más lo necesitamos.

Nicole Chiessa Fernández

La Voz de los que Sobran  –  Reflexión y Liberación

Related posts: