|Domingo, Mayo 19, 2019
You are here: Home » Política del Vaticano » Saunders y Cruz dos valientes vetados por cardenales tenebrosos

Saunders y Cruz dos valientes vetados por cardenales tenebrosos 

news_gk9ywxuj563po50

Personalidades del mundo cristiano coinciden en que Roma silenció a un valiente, Peter Saunders, uno de los expertos de la Comisión vaticana contra la pedofilia; víctima en su infancia de abusos sexuales por parte de sacerdotes, fue informado sorpresivamente por la Santa Sede que :“Se decidió que el señor Peter Saunders tomaría una licencia para ausentarse de su pertenencia y ver cómo podría apoyar mejor el trabajo de la Comisión” especializada en el trabajo y denuncia de los abusos sexuales a menores por parte del clero.

Así recibió el día Peter Saunders, sorprendido por la noticia la cual calificó de indignante. “ Nunca me dijeron antes de dicha decisión y me resulta indignante que no me lo dijeran “. Pero Saunders estaría muy lejos de renunciar como al parecer lo desean altos dirigentes curiales. Esta víctima, convirtió en una espina para el vaticano cuestionando abiertamente que no han hecho nada, ningún progreso en relación a esta delicada materia de los abusos: “ Nuestro Papa podría hacer mucho más, hacer que las cosas sucedan ahora “.

Saunders, también es un crítico de la forma y el fondo que a la Comisión le han querido atribuir. “Hacer lo que los funcionarios han hecho por décadas: astutamente fijarse en las políticas internas y discutir sin sentido en el papel que dan la impresión de progreso, mientras no se cambia prácticamente nada”.

Peter Saunders también había instado, en más de una oportunidad, al vaticano a tomar medidas contra el obispo chileno Juan Barros Madrid,  entronado por la jerarquía Chilena en la diócesis sureña de Osorno, por encubrir abusos de poder y sexuales de su mentor y guía, sacerdote Fernando Karadima.

Juan Carlos Cruz, es un valiente activista chileno -sobreviviente de los abusos de Fernando Karadima-, viajó a Roma invitado por su amigo y compañero de lucha Paul Saunders; llevaba entre sus pocas pertenencias dos cartas escritas en la ciudad de Osorno. La primera, escrita por un sacerdote  donde hace ver la desolación y división del clero de Osorno y la segunda escrita por la Organización de laicos y laicas de Osorno, describiendo la grave e insostenible crisis en que está sumido el pueblo de Dios que peregrina al sur del mundo. Cruz no solamente llevaba las cartas sino que también una descripción y visión personal de cómo dos cardenales chilenos; Ricardo Ezatti y Francisco Javier Errázuriz, miembro del G9, encubrieron y protegieron  a Karadima, reconocido como el mayor sacerdote pedófilo de la historia de la Iglesia chilena. Además, estos dos purpurados astuta y arteramente dejaron que pasaran los años para que hechos tan horribles, como lo son el abuso de menores, prescribieran dejando entonces a la justicia chilena con las manos atadas.

Solidariamente, Saunders comentó la tarea de denuncia de Juan Carlos Cruz: “Me pareció una gran oportunidad si yo fuera capaz de animar a Cruz para contribuir en este debate; ya que el está en el medio del ojo de la tormenta, abusado cuando era joven y volver a ser objeto de abuso de poder por estos cardenales  viles en Chile”.

Cruz, afectado también por la situación de Saunders, señaló que: “la Comisión vaticana se ha convertido en un hazme reír de los sobrevivientes. Están tratando de decir que el maltrato y abuso infantil a quedado atrás y ahora es tiempo de recuperación….de ninguna manera es el caso en el hemisferio sur, ya sigue siendo un parque infantil para curas pedófilos y los obispos y cardenales protegiendo a estos“.

En esta situación probable de denuncias que Cruz quería relatar a la Comisión, al parecer provocó la salida abrupta y obligada de Saunders y de paso nuevamente a un  Cruz vetado en dicha instancia oficial de la Iglesia. Sin duda que los poderes fácticos -visibles e invisibles- cercanos a Francisco, reaccionaron eficaz y maliciosamente para silenciar a dos valientes y reconocidos activistas por los derechos de los jóvenes abusados.

Hace casi dos años, estos mismos cardenales chilenos se confabularon y boicotearon el arribo de Juan Carlos Cruz a la Comisión pontificia contra el abuso de menores. Los correos filtrados a la opinión pública por el diario electrónico El Mostrador y difundidos por la prensa mundial dicen de estos dos altos prelados de la Iglesia:

Ayer, día del Sagrado Corazón, en la Sede Central de la Pontificia Universidad Católica, me encontré con el P. Marcelo Gidi (sacerdote jesuita). Acaba de llegar de Roma y me comunicó que en la Comisión Pontificia de Previsión de abusos sexuales, sería nombrado el Sr. Juan Carlos Cruz (una de las víctimas de Fernando Karadima). Su nombramiento es postulado por la mujer irlandesa víctima de abusos [se refiere a Marie Collins], que ya es miembro de dicha comisión. Espero que no sea así, sería demasiado grave para la Iglesia de Chile. Significaría, entre otras cosas, dar crédito y avalar una construcción que el Sr. Cruz ha construido astutamente, después del Decreto de la Congregación para la Doctrina de la De, y más allá de los elementos objetivos, dolorosos y vergonzosos condenados por el mismo Decreto y que responden a la verdad de los hechos. Espero que Usted pueda hacer luz con quienes tienen responsabilidad de este nombramiento. Le reitero mi saludo cordial, que extiendo fraternalmente al Santo Padre. Mañana en la Catedral de Santiago, lo recordaremos de manera especial.

 Buenas noches

+Ricardo

Mañana lunes a primera hora me instalo en las oficinas del Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe para impedir el mal del cual me escribes. Si no lo acepta, hablaré con el Santo Padre. ¿Y qué te parece si se procediera a un nombramiento así sin consultar ni al Presidente de la CECH ni a ninguno de los cardenales chilenos? Sería un nuevo motivo para reformar la Curia.

 Te deseo una hermosa semana, colmada de la cercanía de Nuestro Señor y de María Auxiliadora.

 Tu hermano en el episcopado

+ Fco. Javier Errázuriz Ossa

Enviado el: 3 de julio de 2014, 15:52

 Querido don Ricardo.

Ya está claro que ese nombre no será miembro de la comisión.

Te recuerda con alegría y gratitud en nuestros antiguos pagos.

Tu hermano en el episcopado.

 + Fco. Javier

Esta fue la forma, nada de diplomática ni cristiana, de cómo se confabularon e influenciaron estos dos purpurados en las más altas instancias vaticanas para que Juan Carlos Cruz no llegara al Vaticano a entregar su testimonio libre y creíble. Ante este tipo de operaciones encubiertas y de espaldas al resto del episcopado chileno, nos asiste la percepción de que de nuevo “movieron los hilos romanos” para influir secretamente y silenciar castigadoramente a Saunders y Cruz.

El sueño de Dios siempre se enfrenta con la hipocresía de algunos servidores suyos

(Papa Francisco – Homilía en Basílica Vaticana / 5-10-2014)

Mario Vargas Vidal

Vocero organización de laicos y laicas de Osorno – Chile.

 

 

Related posts:

Add a Comment

You must be logged in to post a comment.